Nuit de Bohème: De cómo aunque el viento arrastre las palabras, éstas acaban arribando a su destino

domingo, 24 de febrero de 2013

De cómo aunque el viento arrastre las palabras, éstas acaban arribando a su destino


"Una palabra no dicha tiene más fuerza que mil frases pronunciadas, porque la palabra pensada permanece para siempre, mientras que aquellas que traspasan el umbral de la garganta terminan desvaneciéndose en el mismo aire del que están fabricadas". 

¿Quién sabría jamás que hubiera pasado de no haber sucedido las cosas como sucedieron? ¿Qué sería de nosotros si nuestro cuello no respondiera ante el tirón de la correa del tiempo? 

Pero aunque no somos capaces de luchar contra la intempestiva irrealidad de la temporalidad y su ilusión, nuestros esfuerzos -por más nimios que sean- siempre logran generar ondas circundantes como respuesta. 

Cada gesto, cada impulso, cada momento de lucha devendrá en un momento concreto en la línea temporal. La lucha no es en vano, lo es un esfuerzo exhausto. 

Las palabras plasmadas perduran más allá del aliento, se condensan en un vaho eterno que impregnará eternamente la piel de su destinatario, como unas ropas ajadas que habrá de cargar para siempre entre sus huesos. 

La tragedia separa, y la tragedia une. Momentos que no somos capaces de controlar, sucesos que echan raíces y agrietan los cimientos de lo que creemos adivinar como nuestra esencia. Es nuestra fuerza vital de lucha la que hemos de intentar fortalecer, para que el día que el desastre picotée en la ventana, nuestro puño se endurezca. 

2 comentarios:

  1. El título del libro invita a que lo lea. ¿Merece la pena?

    Tu texto me encantó, por cierto :)

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo el título fue lo que me llamo la atención (y luego el precio, creo que me costó 6-7€). Yo lo recomendaría sin duda, es realmente cautivador.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar